140. Una industria farmacéutica más fuerte en beneficio del paciente

En julio de 2003, la Comisión Europea presentó una comunicación que, con el título "Una industria farmacéutica más fuerte en beneficio del paciente: un llamamiento para la acción", pretendía dar respuesta a las conclusiones presentadas por el grupo "G10 de Medicamentos". (Ver Boletín 112)

En esta comunicación, la Comisión propuso una acción orientada en torno a cinco temas:

Medicamentos

  • Garantizar verdaderas ventajas para los pacientes.
  • Desarrollar una industria europea competitiva.
  • Reforzar la base científica de la Unión Europea.
  • Acompañar la integración de los nuevos Estados miembros de la Unión en materia de medicamentos.
  • Favorecer el intercambio de información entre Estados miembros con el fin de garantizar la utilización de indicadores comunitarios.

Ahora informamos acerca del siguiente paso en la tramitación legislativa de esta comunicación, que es el informe del Comité Económico y Social (CESE), que se ha publicado en el Diario Oficial de la CE el día 28 de septiembre de 2004.

El Comité destaca la necesidad de que la industria farmacéutica sea innovadora y competitiva y reconoce la creciente importancia de la participación de los pacientes en la toma de decisiones y en la creación de asociaciones entre grupos de pacientes, el sector público y el privado con el fin de obtener un beneficio recíproco.

El CESE considera fundamental reforzar la calidad y la disponibilidad de la información dirigida a los pacientes y al público en general, tal y como lo reconoció el Consejo de Ministros de la UE en sus conclusiones sobre medicamentos y salud pública de junio de 2000. Con este fin, el CESE respalda plenamente la propuesta de la creación de una marca especial para establecer «criterios de calidad para los sitios web dedicados a la salud» y que se aplique también a otros modos de información. Es fundamental informar bien a la población y, en su caso, alentarle a buscar el consejo de los profesionales de la salud, puesto que una de las prioridades es evitar el consumo excesivo e inadecuado de medicamentos.

Por otra parte, la profesión médica europea reunida en Bruselas aprobó el día 11 de septiembre el documento "Pacientes Informados y Responsables", en el que destaca la importancia de dar una información precisa y comprensible para el paciente que le permita elegir entre los tratamientos comprobados que se le ofrecen, incluida la medicación, cuyo texto se adjunta también al presente Boletín.

Más información: